domingo, 19 de diciembre de 2010

Las dos Teresas

Una mariposa quiso salir de su capullo.
Se hirió y quiso volar a toda consta.
Te habló de sus pesares y de su dolor.
Quisiste repararla mas no pudiste...
Volaste a mil sitios y le hablaste de mil lugares.
Sólo por calmarla, por darle consuelo.
Remediaste su dolor y sobre todo,
le diste cosas que son sólo tuyas...

1 comentario:

EMBRUJO dijo...

que bonitoooooooo !!! por diosss !!! artista de las letras eso eres POETA
besitoss