viernes, 21 de febrero de 2014

Gravedad


Por el peso de la emoción
se cierran los ojos y caen las lágrimas...
La sangre sube e infla la cabeza como un globo.
Intento, siempre intento superar pero,
quién soporta el peso del mundo.

Si de emocionarnos
la vida se nos va en ello...


No hay comentarios: