martes, 10 de marzo de 2015

Los restos de un naufragio


Se quedó el dolor
como pasado habitante.
Nadie en el infinito
mas que yo, solo yo
por ser pretérito imperfecto.
Frío desconsuelo carente
de cerraduras y
humilde razón al
tocar un desfondo de tiranía...


3 comentarios:

Alondra dijo...

Hasta el dolor más grande con el tiempo aprendemos a vivir con él. Si ya sé que es un tópico pero es cierto, lo malo es mientras no pasa el tiempo o alguien nos rescata del naufragio.
Un abrazo afectuoso

maduixeta dijo...

Tu poema de hoy duele, está lleno de soledad y tristeza.... o es que yo estoy hoy más sensible.
Soy experta en naufragios del corazón (el mío se está recuperando de uno), te tiendo mi mano y mi afecto.

Una lluvia de besos, dulce poeta buscador.

RECOMENZAR dijo...

Tanto tiempo
melancolia hoy
un abrazo