martes, 6 de junio de 2017



Caminaba a oscuras
presa del corazón.

Le hablaban y le hablaban
y ella escuchaba.

Los pasos arduos
eran oscuros de Tizón.

...y de pronto
rompió a reir...

¿Qué te pasa?
le preguntaron.

- ¡Nada!
¡He visto una luz!

Respondió...


2 comentarios:

maría del rosario Alessandrini dijo...

Que esa luz sea para ambos, bonitas letras.
Abrazo

dijo...

Sin saberlo,sin esperarlo,de pronto surge una luz y es tal el destello que nos ciega..de belleza y esperanza.
Besucos,poeta