miércoles, 5 de noviembre de 2014

La sociedad, el individuo.







Cuéntame cuentos de infancia; de aquello lejano que retienes en la inocencia. Háblale después a tu corazon ya de mayor de tus sueños rotos y los sueños por cumplir. En tu cabeza quizás exista aquello que para alcanzar la felicidad, hay que vencer a la gente que te teje la maraña del engaño...De tantos sivergüenzas que rompen tu vida y hasta en tu intimidad y además, de esas cosas que haces por pesarte en la conciencia que no son correctas.
Ahora llegan nuevos aires y la gente está cansada de lo mismo. Como si fuera un martillo que nos machaca buscamos una solución a tanta miseria y, aparece "Podemos" como la salvación a tanta granujería...
Ustedes me van a disculpar por falta de información. Querer es poder y yo, todavía creo en mi corazón y en la gente en quién confío. Desde hace años y siglos, los sabios creen que el  mundo empieza desde la revolución individual y, por ser cada persona libre en su pensamiento, arranca la raiz de la sociedad...
Quizás mi partido político no existe aún...y no quiero votar...


2 comentarios:

Marina Fligueira dijo...

Pues hay que ir a botar, amigo. Par que este País coja rumbo y al limbo.

Un beso.

Marina Fligueira dijo...

Quise decir y no al limbo.
Otro beso.